Subir

Top

0

Llegan a Cantabria los monólogos de la vagina

6 de marzo de 2014. POR

Eve Ensler, activista y feminista estadounidense, escribió en 1996 ‘Los monólogos de la vagina’ a partir de decenas de entrevistas mujeres. La obra que alumbró con esos testimonios, que se ha representado por medio mundo, circula por los recovecos de la sexualidad femenina, la saca a la luz, la reivindica. La vagina es el hilo conductor de los asuntos que salen a escena: el sexo Y el placer, la violencia sexual, la salud sexual femenina… Ensler lo despiezó todo por capítulos, convirtió su visión y análisis en monólogos directos, emotivos, dolorosos pero también llenos de comicidad.

Monologos Vagina 2“Eso representa la diversidad de las mujeres”, dice Nikki Hatza, artífice de la próxima representación de la pieza teatral de Ensler en Cantabria, entre 15 y 16 monólogos, unos noventa minutos de soliloquios vaginales. Hatza ha armado un grupo sólido de mujeres: 26 actrices amateurs, de edades y perfiles profesionales diversos, y otras muchas voluntarias que se ocuparán de todo lo relativo al montaje o la difusión del proyecto. Hatza ha contado con una aportación de la Comisión Fullbright (organismo en el que está becada) para proyectos comunitarios, y esa es la única ayuda económica oficial con la que han contado. El resto de los apoyos (locales de ensayo, participación, etc.) han llegado de la red que se ha tejido en torno a la iniciativa.

Las funciones son esta semana: el día 6 de marzo en el teatro principal de Casyc, en Santander, a las 20.00 horas; el 7 de marzo, en el centro social Ítaca de Torrelavega, a las 21.30 horas; y el día 8, Día Internacional de Mujer, de nuevo en Santander, en la Escuela de Náutica de la Universidad de Cantabria, a las 19.30 horas. El precio de las entradas es de cinco euros. La recaudación irá a parar íntegramente a Accas, Asociación Ciudadana Cántabra Antisida, y Cavas, Centro de Asistencia a Victimas de Agresiones Sexuales de Cantabria.

La recaudación solidaria es uno de los requisitos para representar ‘Los monólogos de la vagina’, es uno de los requisitos que establece Vday, la organización sin ánimo de lucro creada a partir de la obra de Ensler para luchar contra la violencia sobre las mujeres. Del mismo modo, el proyecto tiene que apostar por la sensibilización contra la violencia de género y permitir la participación de toda aquella mujer que esté interesada en hacerlo.

OBRA VIVA

La obra está viva. Desde Vday se añaden monólogos que ayudan a retratar los tabúes a los que se enfrentan las mujeres a la hora de abordar su sexualidad. Por ejemplo, ‘Los monólogos…’ cuenta desde hace unos años con un soliloquio sobre la transexualidad.

Y la obra, a juicio de sus últimas valedoras, también es certera en el enfoque y la temática que plantea a pesar del tiempo transcurrido desde su creación. “Son temas totalmente vigentes”, explica Noelia Fernández, que se estrena como actriz en ‘Los monólogos…’ y para quien la experiencia está sobrepasando sus expectativas, “son temas contados por mujeres reales que tratan sobre su sexualidad: qué se le permite, qué se le exige, qué puede contar… Y ese es un aspecto que no ha cambiado”. Hatza, emocionada con la “energía” que desprende el grupo, comparte esa opinión y cree en la obra como una forma de reflexión y visibilización de los tabúes instalados en la sexualidad femenina. “Sirve para hablar de ello sin vergüenza, para hablar de ello ante el público y para cambiar las cosas”.

El proyecto también ha cambiado. Hatza, norteamericana que reside desde hace casi dos años en Cantabria, ya lo puso en marcha en 2103, en aquella ocasión con 18 mujeres, con una puesta en escena bilingüe y en espacios con menos aforo. “Fue una experiencia impresionante. Mucha gente que quería participar se quedó fuera, había mucha energía para repetirlo”. Así que la iniciativa creció en todas sus dimensiones hasta llegar a la aventura que tienen entre manos. Las organizadoras esperan que con la recaudación ocurra lo mismo. Si cuelgan el cartel de ‘completo’ en las tres salas (cosa que en el centro Ítaca de Torrelavega ya ha ocurrido) podrían llegar a recaudar hasta 5.000 euros para Accas y Cavas. “Eso esperamos”.

 


logo_gil

Empresas Amigas