Subir

Top

2

Un vial sin multas ni accidentes…

14 de febrero de 2016. POR

Hay un lugar en Santander que parece protegido de todas las cosas que sufre normalmente un conductor: ni atascos, ni multas, ni accidentes.

Ei vlal que supuso la expropiación de la finca de Amparo Pérez

Ei vlal que supuso la expropiación de la finca de Amparo Pérez

Es el vial de Amparo Pérez (de cuyo fallecimiento hará un año este lunes( en la S-20, una de las conexiones transversales entre la Avenida de los Castros y el centro de la ciudad, a pocos metros de otro vial que cumple esa función.

Desde que se abrió al tráfico, el pasado mes de mayo (en plena campaña electoral, sin inauguración como tal), el vial de Amparo no ha registrado ninguna multa, no se ha salido ningún coche de la vía, no ha habido ningún accidente, según confirman a EL FARADIO fuentes municipales.

Porque hay cosas que van aparejadas, y al igual que los accidentes laborales descendieron cuando había más paro (menos gente trabajando), las multas o los accidentes caminan en proporción a la intensidad de tráfico. Es decir: a más tráfico, más multas y más accidentes.

LAS PREVISIONES DEL AYUNTAMIENTO

No existen datos oficiales del Ayuntamiento de Santander, que es quien tiene la competencia en materia de tráfico urbano, que puedan consultarse.

Que el vial tiene poca circulación es algo que corrobora cualquiera que recorra la zona, pese a las amplias expectativas que tenía el equipo de Gobierno sobre su uso: lo iban a usar 650 vehículos a la hora y 5,5 millones de vehículos el primer año.

Para hacernos una idea, 5,5 millones es todos los vehículos que exporta el conjunto de la Unión Europea en un año o el equivalente al movimiento de circulación en toda España el 15 de agosto, el puente de mayor tráfico de todo el año.

Todavía no ha pasado ese año: proporcionalmente, teniendo en cuenta que han transcurrido nueve meses, deberían haber circulado ya por él 4,1 millones de vehículos.

EL TRÁFICO EN SANTANDER ESTÁ DESCENDIENDO

Y eso pese a que el tráfico general en Santander, tanto de acceso a la capital como interno, lleva años descendiendo, como recogen los datos del Ministerio de Fomento, que señalan un descenso medio del 20% en las intensidades de tráfico en Santander a partir del año 2009.

Así, en 2012 el descenso fue de un 4,82% respecto al año anterior, y de un 28% comparado con 2009.

Todo dentro de un panorama general de descenso de la circulación: de un 22,96% en los accesos a la capital, y de un 29,51% en el viario interno, como por otra parte es normal teniendo en cuenta el descenso de población, y también de empleo en los últimos años.

DESCENSOS EN LA ZONA DEL VIAL

En base a esos datos, también se constatan descensos en la mayoría de zonas de Santander, incluyendo la S-20 y Camilo Alonso Vega, conectadas entre sí por este vial.

En concreto, en la S-20, el descenso es de 7,03%:  se ha pasado de los 32.114 vehículos de intensidad media diaria de 2009 a los 29.883 del año 2013.

Y en Camilo Alonso Vega, el punto con el que conecta el vial, el descenso es de un 6,37% entre los años 2009 y 2013, período en el que se pasó de 471 vehículos en hora punta a 441.

Así, mientras que el Ayuntamiento estima 650 vehículos a la hora por el vial de Amparo, entre 2009 y 2013, el tráfico en Camilo Alonso Vega registró un descenso de casi un 7% y pasando de 471 a 441 vehículos, dato que se refiere específicamente a las horas punta, las de mayor intensidad de tráfico.

INFORMES MUNICIPALES NO LO VEÍAN PRIORITARIO

El vial no era considerado una prioridad para el Ayuntamiento: en sus estudios sobre movilidad sSe enumeran y cuantifican distintas alternativas de cambios en servicios, pero no se llegó a proponer ningún nuevo vial, y menos se identificó la zona del vial de Amparo como un lugar con necesidades viarias, de circulación o siniestrabilidad.

Además, en el Plan Estratégico de Santander 2020, documento de planificación al que alude con frecuencia el alcalde y del que siempre destaca la participación en el proceso, de la S-20 se dice textualmente que ya cuenta con diferentes enlaces que permiten y favorecen los movimientos transversales.

Allí se mencionaba al túnel de La Marga como fórmula de mejorar la conexión entre la ciudad y la Avenida de Los Castros.

Y aunque se habla de la falta de ejes transversales que conecten la ciudad, cuando se proponen medidas en materia de transporte, de lo que se habla es de la necesidad de apostar por el transporte público para mejorar los problemas de movilidad de la ciudad, por lo que sus principales propuestas se centran en las líneas de autobuses, admitiéndose la renuncia, por su alto coste, a la propuesta de tranvía ligero que De la Serna llevó a la primera versión de su Plan General.

Comentarios

  1. María

    Yo vivo cerca y jamás lo he usado, por conciencia lo primero y porque no es necesario lo segundo. Vida y dinero desperdiciados para nada. Mierda de políticos.


Frunfo Films

Empresas Amigas