Subir

Top

0

Poesía de Navidad

2 de enero de 2019. POR

Escribo sobre la sombra del trazo esquivo

te digo que no conozco obra hecha de equilibrios

quizás el que te deja con un paso del suicidio

y otro en el respiro, una vez más.

Hay bodegones hechos de desperdicios

y situaciones que no conocen el situacionismo

porque no hay latido que dure lo mismo

vivimos… en una arritmia de síndromes aprendidos,

de hipocondrias heredadas, de miedos reprimidos.

Si lo consultas con la almohada

verás que me hago el dormido para soñar un poco más

que hay peregrinos que no creen en Dios

y se lo inventan porque no tienen miedo.

Verás que hay mil maneras de Soledad

pero a todo se le diagnostica depresión

porque no sabemos entender al silencio.

No nos han enseñado.

Verás que le llama déficit de atención

a un niño que no sabe estarse quieto

y que si te late demasiado fuerte el corazón

tal vez sea que estás enfermo.

Porque hoy el Amor

se diagnostica como una enfermedad,

como una enajenación mental transitoria

que no te deja vivir con normalidad.

Ya sabéis, ir de compras, centrarte en el trabajo,

llegar siempre a la hora, aunque no vayas a ningún lado, cumplir las normas…

En definitiva, no pensar demasiado, por si acaso…

 

Feliz Navidad y próspero año…

 

Es todo tan mecánico

y es que como decía Kortaku: Hay algo aquí que va mal

aunque yo sé que a ti no te da igual…

 

Y, cuando se quemen las Iglesias del último ídolo

cuando se descifre el último jeroglífico

la última lengua de signos,

el acertijo del anciano con respuesta de Olvido,

te darás cuenta de lo que Yo ahora te escribo.

 

Mientras, suena otro móvil con el himno de la alegría

y las capas de cebolla se deshoja en tu rutina

y en la mía

¿Por qué lloras? Por qué lloras…

Mientras explota otro buda, mientras Palmira, Damasco, Alepo Bolra

saltan por los aires y, con ellos, siglos de cultura e historia

mientras exponen en una galería obras de Bansky

que nunca cobraría por su obra

y la gente se hace un selfie

para venderlo a toda costa.

El arte a la medida de una cuenta bancaria

mientras con un click podemos fabricar una bomba

y, con otro apadrinar a un niño,

mientras los derechos humanos cotizan en bolsa

siempre a la baja de sus latidos

Y ya no respira, y ya no respira…

 

Mientras a todo el continente negro lo llamamos África

como si fuera un solo país… muriendo para ti y para mí

Y por todos nuestros compañeros.

 

Y por mi smart phone el primero

 

¿Por qué lloras? Por qué lloras

 

Si lo tienes todo para ser feliz

Si no caben más sonrisas en tu foto de perfil

Si follas cuando quieres en Tinder o en cualquier aplicación

 

Si puedes hacer tus sueños realidad sin hacerle ni caso al AMOR

 

¿Por qué lloras entonces…?


logo_nexus4

Empresas Amigas