Subir

Top

0

José Ramón Blanco dimite como diputado de Podemos y renuncia a las primarias

8 de octubre de 2018. POR

José Ramón Blanco ha anunciado en un comunicado que presenta su dimisión como diputado de Podemos en el Parlamento de Cantabria después de trascender este fin de semana una serie de denuncias internas contra él por acoso psicológico y laboral hacia dos compañeras de partido y una empleada del grupo. Tampoco participará en las primarias del partido a las que había anunciado su intención de presentarse, según ha confirmado poco después en declaraciones a este medio.

Según ha informado en declaraciones a los medios de comunicación la secretaria general de Podemos en Cantabria, la diputada en el Congreso Rosana Alonso, la siguiente en la lista morada llamada a sustituir a Blanco en el Parlamento de Cantabria es Irene Fernández, aunque el relevo tiene un procedimiento, un “papeleo”, hasta que se concrete.

Alonso ha asegurado que la dimisión es una “decisión personal” de Blanco, que se ha visto inmerso en una “situación desagradable”. Aunque ha admitido que conocía una de las denuncias que se presentaron ante el Consejo Estatal de Podemos, ha aclarado que cuando se interesó para ampliar la información obtuvo como respuesta de la dirección nacional que se trataba de una “investigación confidencial”, por lo que del contenido de las denuncias se ha enterado por los medios de comunicación.

La dirigente cántabra no ha aclarado si se presentará ella misma a las primarias de Podemos para elegir candidato o candidata a las próximas elecciones autonómicas, y ha confiado en que en esos comicios lo que se vea realmente sea  “el trabajo político, de cara a la gente, que demuestra que se pueden sacar iniciativas que mejoren la calidad de vida de los cántabros”, por encima del conflicto interno instalado en Podemos durante la legislatura.

El asunto, adelantado este domingo por EL DIARIO MONTAÑÉS, ha saltado ya a medios de comunicación nacionales, desde la agencia Efe, Público, Cope, la Cadena Ser o Eldiario.es

LAS ACUSACIONES DE ACOSO LABORAL

En concreto, las acusaciones proceden de Verónica Ordóñez, diputada en el Parlamento; y de Lidia Alegría, secretaria general de Podemos Santander (quien estaba en el grupo del partido cercano a Blanco, quien de hecho iba en la lista de Alegría a esas primarias), además de una trabajadora del grupo en situación de baja. Hablan de insultos y amenazas, en tensas conversaciones de las que constan grabaciones citadas por la Cadena Ser.

La secretaria general de Podemos, Rosana Alonso, diputada en el Congreso, ha convocado declaraciones a los medios a las 13.30 horas, en La Moraduca, en la sede del partido. Rosana Alonso es secretaria general de Podemos tras ganar las primarias frente a Verónica Ordóñez, y Blanco es uno de sus colaboradores más cercanos.

JOSE RÁMON BLANCO: CRISPACIÓN POR EL ACOSO Y DERRIBO DE VERÓNICA ORDÓÑEZ

Jose Ramón Blanco, diputado de Podemos.

En el comunicado, Blanco admite esas discusiones y las enmarca en el “constante clima de crispación” en el entorno del Grupo Parlamentario que achaca a “una campaña de acoso y derribo” por parte de la diputada Verónica Ordóñez, cuyas “maniobras” contra él son “públicas y conocidas”.

“Creo que todo el mundo habrá tenido una discusión con alguien donde se ha subido el tono; se han empleado palabras gruesas y se han dicho cosas de las que después se ha arrepentido. No me siento orgulloso de las palabras y las formas que utilicé. Me he disculpado ante las compañeras en privado y ahora lo hago públicamente”, explica.

Y justifica su decisión en  que “el nivel de exigencia que marca Podemos es más alto” y en su deseo de “intentar colaborar decididamente a acabar con la tensión y el enfrentamiento”, además de para que “el buen nombre de Podemos no se vea perjudicado”.

LAS DENUNCIAS

Las afectadas han declinado hacer declaraciones a los medios sobre el tema. La denuncia de la empleada es en el terreno laboral, la de Verónica Ordóñez es por acoso contra la integridad moral, y la tercera, la de Lidia Alegría, fue ante otro órgano distinto al de relaciones laborales, el de Garantías Democráticas e incluye el agravante de género.

El propio Blanco había enmarcado, en declaraciones a distintos medios de comunicación, este asunto en una “campaña de desprestigio” contra él en medio del proceso de primarias, además de considerar “muy graves” las acusaciones, de las que además niega haber recibido traslado por parte de la dirección estatal.

También ha lanzado el mensaje a una de las denuncias, Verónica Ordóñez, de que “hay que saber respetar los resultados de las primarias”, en las que la candidatura de esta perdió frente a Rosana Alonso, actual secretaria general de Podemos Cantabria y parlamentaria en el Congreso de los Diputados y cercana a Blanco. Ordóñez de momento no ha confirmado si concurrirá a estas primarias para elegir el candidato/a de la formación morada a la Presidencia de Cantabria.

PROCESO INTERNO

Miembros del Comité de Seguridad de Laboral de Podemos, un órgano interno del partido a nivel estatal, visitarán este martes Cantabria para tomar declaración por las denuncias.

Es un proceso que no está en el orden judicial, sino en un órgano de Podemos para resolver cuestiones de orden laboral y recursos humanos. Lo que se hará este martes es tomar declaración desde el partido a posibles testigos de los hechos, como trabajadores del grupo, militantes del partido o personas que en su día denunciaron al partido.

DIMISIONES EN PODEMOS

Blanco, que fue portavoz de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca, fue el primer secretario general de Podemos en Cantabria. Pero acabó dimitiendo. El siguiente secretario general, Julio Revuelta, profesor universitario, también acabó dimitiendo, junto a varios miembros de su equipo.

REACCIONES: “LAS GARANTÍAS EN PODEMOS…EN FIN”

En la tertulia de EL FARADIO DE LA MAÑANA, el tercer diputado de la formación, Alberto Bolado, ha denunciado que Podemos tiene procedimientos internos que no son “en absoluto” garantistas, y ha recordado que previamente le notificaron “a través de los medios de comunicación” un expediente sancionador que “a fecha de hoy” sigue “sin recibir”.

“Las garantías en Podemos… en fin”, ha lamentado, al tiempo que abogaba por “dar a todo el mundo la posibilidad de defenderse”, ante “hechos extraordinariamente graves” como los que son noticia en las últimas horas.

En este sentido, Bolado, que ha asegurado que no conoce el contenido de las denuncias contra Blanco, considera “previsible” o “no descartable” que “una cuestión así acabe en los juzgados”.

Sin embargo ha reconocido la “evidente conflictividad” en el Grupo Parlamentario y ha señalado que fue “víctima” de “ataques públicos por parte de la diputada Verónica Ordóñez”.

Bolado, que ya anunció hace meses que abandonaría la política al final de la legislatura, también ha subrayado que “no es la primera vez que existen problemas laborales en Podemos”, ya que “hace meses que otros trabajadores han demandado al partido, alguno de ellos con bajas psicológicas de varios meses”.

Aunque no “enlaza” las denuncias de acoso laboral contra José Ramón Blanco con las primarias del partido, Bolado ha deslizado que “el ruido interno es ensordecedor” y que “una parte del partido no ha aceptado el resultado de las últimas primarias”.


Asienta Asesores

Empresas Amigas