Revilla: «El 15M necesitaba un líder, y ese es Pablo»

Tiempo de lectura: 6 min

Con la puntualidad de quien tiene la agenda llena, Pablo Iglesias anunció a las 10:15 su llegada a Santander para reunirse con Miguel Ángel Revilla. La jornada, que en principio iba a incluir un encuentro con simpatizantes, ha sido acortada por el Funeral de Estado de los dos policías asesinados en Kabul (Afganistán), y que se llevará a cabo esta tarde.

Poco antes de las 10:30 el autobús que compone la caravana electoral de Podemos llegaba a la esquina de la calle Peña Herbosa, donde una fuerte presencia mediática esperaba al líder del partido. Este fue recibido por algunos diputados de la formación, como José Ramón Blanco o Verónica Ordóñez, e inmediatamente puso rumbo a la sede de Gobierno.

Miguel Ángel Revilla ha destacado en su Twitter que Iglesias es "el único que ha pedido visitarme".

Miguel Ángel Revilla ha destacado en su Twitter que Iglesias es «el único que ha pedido visitarme».

«A ver si puedo acercarme a hacerme un selfie», decía un funcionario que había salido a verle, al igual que muchos curiosos que sacaron el móvil para inmortalizar el mar de cámaras que seguían a Iglesias. Imposible, el mar de gente era intransitable. Ya entonces comenzaron los primeros acordes del mítico ‘Sí se puede’.

El presidente de Cantabria ya le esperaba a la puerta del edificio, donde ambos compartieron un caluroso abrazo. Después han pasado una hora en el despacho de Revilla, donde Pablo Iglesias le ha regalado a este un disco, ’78’, del rapero Tote King para su hija pequeña, quien es gran aficionada.

Mientras, la sala de prensa del Gobierno se desbordaba ante una afluencia que el propio presidente admitía no haber visto nunca. «Yo que he recibido aquí a dos presidentes de México, al primer ministro de Francia pero esto es inaudito, me desborda», ha confesado al inicio de la rueda de prensa posterior a la reunión.

La primera aclaración que hizo, para evitar malentendidos con su otra parte del Gobierno, es que «yo recibo por cortesía a todo el que pida venir a verme»; y entre ellos incluye a todos los candidatos, incluso Rajoy «que ahí bajo, y ya me pongo casi de rodillas para ver si nos hace el puñetero tren este», ha bromeado entre las risas de la prensa.

Por lo tanto, esta reunión no significa que pidiera el voto para Iglesias, «si no voy a tener mañana problemas». «Forma parte de la cortesía, que a veces se pierde, que hay que guardar las formas y la convivencia». Algo que podría contrastar con lo que dijo el pasado domingo a sus afiliados, que no votaran a partidos que tengan a corruptos en sus filas.

PABLO IGLESIAS: «HE APRENDIDO MUCHÍSIMO DE REVILLA»

Ambos se han dedicado grandes alabanzas. Revilla ha asegurado que Pablo Iglesias le parece «una gran persona» cuyos ojos «dicen verdad». Le ha atribuido el mérito, que considera impagable «e incluso que debería de serlo para los partidos que hasta ahora han sido hegemónicos en la política española», de trasladar la inquietud de la calle a las instituciones.

Pablo Iglesias le ha regalado a Revilla un disco del rapero Tote King para su hija.

Pablo Iglesias le ha regalado a Revilla un disco del rapero Tote King para su hija.

«Yo fui a una manifestación del 15M en Madrid, y un canal de televisión me hizo una entrevista. Yo dije: Esto no necesita más que un líder, saldrá uno. Ese líder es Pablo. Lo que hay que agradecerle es que ha conseguido que lo que estaba en la calle, disperso, que creaba muchos conflictos, hoy está en el cauce democrático de las instituciones para defender esas posturas donde hay que defenderlas, que es en los Parlamentos».

En cuanto a las elecciones de este domingo, Revila ha augurado que Iglesias «va a tener un gran resultado», aunque no cree que pueda superar al PP como primera fuerza «porque eso es muy difícil». Pero le ha aconsejado revisar su biografía. «La primera vez que me presenté saqué un 5% de los votos, hoy ya voy por el 30%», ha destacado, asegurando que si fuera más joven «le haría la competencia».

Pablo Iglesias también se ha derretido en alabanzas a Revilla, a quien conoció cuando ambos eran «clientes de la televisión». Asegura haber «aprendido mucho de él». «Es un hombre bueno, que eso en política no es corriente, y un caballero», y ha destacado que, cuando llegó a la presidencia «tendió la mano para acabar con los desahucios y sin pedir el voto», aunque hay que decir que fueron los votos de Podemos los que posibilitaron la investidura de Revilla y probablemente sean claves para sacar adelante los presupuestos del año entrante.

SOBRE LA VIOLENCIA MACHISTA: «ESPERO QUE ALBERT RIVERA RECTIFIQUE»

Sobre la polémica de estos días, la intención de Ciudadanos de eliminar el agravante de violencia machista en la justicia para crímenes machistas, a la que se unió la declaración del candidato por Cantabria, Carlos Pracht, Pablo Iglesias ha manifestado su esperanza de que «Albert Rivera rectifique estas declaraciones».

«En este país ha costado mucho avanzar, y tener unos tipos penales y tener una legislación que entiendan lo que significa el agravante de la violencia machista», ha añadido. «Es un éxito de las mujeres, y creo que es muy triste que una fuerza política nueva pretenda dar un paso atrás respecto a algo que es una buena noticia para las mujeres y la democracia, y es que se avance en las medidas legales para combatir la violencia machista».

Tras las declaraciones, ambos se tomaron un rápido café con un sobao en el bar Ángel, frente a la sede de Gobierno.

Tras las declaraciones, ambos se tomaron un rápido café con un sobao en el bar Ángel, frente a la sede de Gobierno.

En cuanto al debate de anoche entre Mariano Rajoy y Pedro Sánchez, Iglesias considera que fue «el epílogo de una época que se cerró ayer. Vimos un debate en un tono y unas formas que ya no están vigentes».

Revilla, por su parte, fue más condescendiente con Pedro Sánchez, líder su socio en el Gobierno. «Creo que Pedro no podía dejar escapar el segundo problema de España, que es la corrupción, que Mariano Rajoy ha amparado».

Especialmente ha cargado contra el PP, por los cuatro tesoreros del partidos imputados y al mensaje de Rajoy a Bárcenas: ‘Luis, sé fuerte. Te llamaré mañana’. De hecho, cree que «es comparable a que un presidente hubiera mandado a Al Capone: «Al, sé fuerte, hacemos lo que podemos, te llamaremos mañana».

Tras estas declaraciones, ambos se han trasladado a la acera de enfrente, al bar Ángel, donde han compartido café y sobao con algunos miembros de sus equipos como Rafael de la Sierra o Guillermo Blanco, o Rosana Alonso, Kevin Botejarra (candidatos al Congreso y Senado por Podemos), y la diputada Verónica Ordóñez. Todo ello, acompañados de una presencia mediática que ha colapsado el local.

Tras esto, con la lluvia del día ya cayendo por Santander, Pablo Iglesias se ha marchado tan rápido como vino, con los gritos de sus simpatizantes resonando tras él. «Sí se puede».

Mostrar comentarios [3]

3 Comentarios

Los comentarios de esta noticia está cerrados.

  • Este espacio es para opinar sobre las noticias y artículos de El Faradio, para comentar, enriquecer y aportar claves para su análisis.
  • No es un espacio para el insulto y la confrontación.
  • El espacio y el tiempo de nuestros lectores son limitados. Respetáis a todos si tratáis de ser concisos y directos.
  • No es el lugar desde donde difundir publicidad ni noticias. Si tienes una historia o rumor que quieras que contrastemos, contacta con el autor de las informaciones por Twitter o envíanos un correo a info@emmedios.com, y nosotros lo verificaremos para poder publicarlo.