Subir

Top

0

PSOE y Podemos piden que se investigue si Pascual favoreció a Ferrovial en Valdecilla

14 de marzo de 2018. POR

Podemos y el PSOE han pedido al PP cántabro que dé explicaciones sobre el proceso de la adjudicación del megacontrato de Valdecilla tras conocerse que César Pascual, exgerente del hospital, está imputado por favorecer en una adjudicación en la Comunidad de Madrid a Ferrovial, la misma empresa que terminó las obras y concentra los servicios no sanitarios.

PODEMOS PIDE EXPLICACIONES

La diputada nacional de Podemos por Cantabria, Rosana Alonso, ha solicitado que se investigue si el exgerente del hospital de Valdecilla, César Pascual, favoreció a la empresa Ferrovial en la privatización del centro hospitalario.

Este miércoles eldiario.es ha revelado que el exgerente del Hospital Universitario Marqués de Valdecilla durante la pasada legislatura ha sido citado a declarar el próximo mes de abril en calidad de investigado por un presunto delito de prevaricación administrativa en  la causa que investiga una posible adjudicación «irregular» a Ferrovial en el servicio de traslado urgente de pacientes a los hospitales públicos madrileños, donde ejerce actualmente como director general de Coordinación de la Asistencia Sanitaria en el Gobierno de Cristina Cifuentes.

Imagen aérea de las obras de Valdecilla – Ferrovial

Según la información, Pascual, licenciado en Medicina y Cirugía y diplomado en Liderazgo Público por el Instituto de Empresa y en Políticas Públicas y de Gobierno y que ha ocupado varios cargos públicos en gobiernos del PP, está acusado, junto a otros tres altos cargos de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid, de presionar a los dueños de la empresa de ambulancias Alerta S.A. para que renunciaran a la adjudicación que habían obtenido en primera instancia.

Y es que, tras la baja voluntaria de esta compañía, el contrato para gestionar este servicio fue entregado a la segunda en el concurso, una filial del Grupo Ferrovial, por 76 millones de euros.

Alberta S.A. impuso una querella en que el juez observa «indicios de delito» y está en fase de diligencias previas en el Juzgado de Instrucción número 51 de Madrid.

La cuestión que César Pascual fue el responsable de poner en marcha el polémico contrato público-privado que permitió acabar las obras del Hospital Valdecilla y que  obliga al Gobierno de Cantabria a pagar casi 900 millones de euros en los próximos 20 años a otra filial de Ferrovial.

PIDEN QUE EL GOBIERNO CÁNTABRO PONGA EN MANOS DE LA FISCALÍA LA DOCUMENTACIÓN

Alonso, diputada de Unidos Podemos en el Congreso, ha manifestado su indignación por la imputación de Pascual y ha remarcado la gravedad de las grabaciones en las que César Pascual presiona a una corporación para retirar su oferta.

Miles de cántabros ‘abrazaron’ simbólicamente el hospital en 2013 en contra del modelo que introducía a Ferrovial en su gestión

Desde la formación morada hace que, dada la gravedad de las acusaciones, se considere que María José Sáenz de Buruaga, consejera de Sanidad en la etapa en la que se firmó este contrato público privado de Valdecilla, deba estar «políticamente inhabilitada», una vez que han salido a la luz unas grabaciones que evidencian “el interés” de su mano derecha en “favorecer” a Ferrovial.

Ante estas circunstancias, Alonso reclama al Ejecutivo cántabro que ponga en manos de la Fiscalía toda la documentación relativa al contrato público privado para que investigue cualquier irregularidad que pudiera llevar a su resolución, así como que el Parlamento active de manera inmediata  la Comisión de Investigación aprobada por todos los grupos políticos sobre las obras en este hospital y que acumula “una injustificada demora”.

Desde el partido insisten en que si el Gobierno no lleva a cabo ninguna actuación al respecto es porque “dan por buena la privatización de Valdecilla que tanto criticaron desde la oposición y contra la que sólo han solicitado una auditoría que confiaron a una empresa (Roma SL) participada por Gracia Membrado, directivo de Ferrovial en el momento de la privatización de Valdecilla”, ha puntualizo Rosana Alonso.

EL PSOE RECUERDA SU RESPONSABILIDAD EN EL MEGACONTRATO

Por su parte, la secretaria de Economía y Comunicación del PSOE de Cantabria, Ainoa Quiñones ha asegurado que “los socialistas siempre hemos estado en contra de la gestión público privada que el Gobierno del PP impuso, durante la pasada legislatura, para tramitar los servicios no sanitarios del hospital de Valdecilla”.

En un comunicado Quiñones recuerda que “el ex gerente del hospital de Valdecilla César Pascual, junto con la entonces consejera de Sanidad, María José Sáenz de Buruaga, fueron los responsables únicos de impulsar un contrato público privado que hipotecó a nuestra Comunidad con 900 millones de euros durante los próximo 20 años”.

A su juicio, “el PP de Cantabria actuó de manera imprudente e irresponsable al contratar los servicios de Pascual, el mismo que a día de hoy está siendo investigado por ejecutar presuntas irregularidades en su gestión en el Grupo Ferrovial en la Comunidad de Madrid”.

“Los socialistas exigimos al PP y a la entonces consejera de Sanidad, Saénz de Buruaga que aclare públicamente si el Cesar Pascual también pudo actuar de forma irregular o si benefició a la empresa Ferrovial durante los años que trabajó de la mano del Ejecutivo de los populares cántabros, tal y como presuntamente ha podido suceder en Madrid”, reitera.

Para la dirigente socialista, “es lamentable que el PP ejecute contratos público privados que acaben por perjudicar a los cántabros y a las cántabras y que pasen a ser centro de atención de la justicia” y añade que “no sabemos si de manera interesada o no, el PP siempre tiene un interés especial por privatizar o externalizar todos los servicios públicos”.

No obstante, resalta que “el PSOE de Cantabria siempre se ha mostrado en contra de aquel contrato público privado que impulsó Sáenz de Buruaga, porque somos partidarios de que el hospital de Valdecilla sea gestionado únicamente de manera pública”.

 

 


logo_gil

Empresas Amigas