Subir

Top

1

Fallece un trabajador que retiraba tierra de un argayo

4 de febrero de 2019. POR

Un empleado que trabajaba retirando tierra de un argayo en Cabrojo (Rionansa) ha fallecido este lunes en un accidente laboral que ha tenido lugar pasado el mediodía.

El fallecido, que según fuentes consultadas era un desempleado que estaba contratado por el Plan de Corporaciones Locales, estaba llevando a cabo sus funcionar en el kilómetro 14 de la CA-182, que estaba afectada por las intensas lluvias que han asolado Cantabria en las últimas semanas.

Argayo de Ruente (Foto: Consejería de Obras Públicas)

Por el momento, no han trascendido más datos de las causas del accidente, que está siendo investigado por Inspección de Trabajo y la Guardia Civil.

Se sabe que el trabajador es un hombre de 56 años procedente de Célis, que se encontraba picando tierra en la zona.

Aunque en primer momento se había informado de que el fallecido estaba contratado por el Ayuntamiento, fuentes municipales han aclarado que el órgano que le había contratado es la Mancomunidad de municipios del Nansa a través de la Orden de Contrataciones del Gobierno de Cantabria.

Según fuentes cercanas, el accidente se ha producido cuando el dúmper que conducía el operario resbaló y le atropelló en su caída por la ladera producida por el argayo.

El delegado de Gobierno, Pablo Zuloaga, ha mostrado en Twitter su consternación por la muerte del operario y su solidaridad a su familia, y ha reclamado que se respeten siempre “las medidas de prevención de Riesgos Laborales para evitar más muertes”.

También el candidato de Izquierda Unida en Cantabria, Israel Ruiz Salmón, también ha mostrado sus condolencias y ha denunciado que “los accidentes laborales se han multiplicado en los últimos años” por lo que asegura que es “imprescindible reforzar las medidas de prevención, seguridad y formación de trabajadores/as, recortadas durante la crisis”.

Comentarios

  1. Fernando Díaz

    Mucha consternación pero aquí NO veo ninguna perspectiva de “género”. ¿Por qué?

    Llevamos, como no podía ser de otra manera, el camino de repetir la funesta estadística del año pasado: 95 % de muertes en accidentes laborales fueron hombres.
    Ésta es la típica causa de muerte por “género” (o rol social reservado para un sexo), es decir, mueren hombres en esa proporción porque son ellos quienes desempeñan los trabajos más peligrosos, al tiempo que se los apartan a las mujeres. Y esto se lleva a cabo de forma sistemática, de ahí esa brutal desproporción en la estadística.

    Sin embargo, ante una modalidad tan clara de violencia social JAMÁS vemos, leemos ni oímos la más mínima crítica por parte del Feminismo. ¿Por qué será? Es una duda razonable ya que un movimiento al que le preocupa tanto la IGUALDAD y la sensibilidad ante víctimas de violencia social, resulta extraño un silencio tan ensordecedor.

    De paso, tal vez le pueda ayudar a entender a alguien “despistado” algo sobre el mito de la brecha
    salarial, sobre por qué con la misma categoría laboral (en el mejor de los casos) ellos pueden cobrar algo más (pluses por peligrosidad).

    (Mientras, sigamos contemplando únicamente la baldosa de violencia que nos conviene ver, y viviendo en
    nuestra burbuja ideológica que tanto confort nos proporciona).


logo_black-bird

Empresas Amigas