La Fundación Colegio del Mundo Unido renunció al proyecto Comillas en 2012

Tiempo de lectura: 4 min

El expresidente del Gobierno y líder del Partido Popular (PP) en Cantabria ha entregado hoy una carta a los medios de comunicación, fechada el 30 de marzo de 2012, en la que el Patronato de la Fundación Colegios del Mundo Unido (CMU) renunciaba, al menos temporalmente, al proyecto Comillas que el actual presidente, Miguel Ángel Revilla, impulsor de este proyecto en su anterior etapa al frente del Gobierno, ha anunciado que pretende resucitar.

Carta en la que Colegios del Mundo "finalizó" hasta que "las condiciones lo permitan" el proyecto Comillas.

Carta en la que Colegios del Mundo «finalizó» hasta que «las condiciones lo permitan» el proyecto Comillas.

En la carta, firmada por el presidente del Patronato, el infante Carlos de Borbón y el secretario no patrono, José Manuel Romero Moreno, la Fundación traslada el acuerdo de dar por finiquitado el proyecto «como consecuencia de la prolongada situación de crisis mundial, europea y nacional», aunque al mismo tiempo mantiene su voluntad de retomarlo «cuando las condiciones lo permitan».

Se trata de un resumen del acta de la reunión que la Fundación mantuvo el 29 de febrero de 2012, publicado entonces en prensa tras un comunicado en el que la Fundación revelaba su decisión de cancelar el proyecto Comillas debido a la situación económica en lo que consideraron «un ejercicio de realismo y responsabilidad».

Entre los acuerdos derivados de esa reunión, la Fundación también mantenía el apoyo entre las partes del proyecto, CMU, Fundación Botín y el Gobierno de Cantabria, a la hora de retomar el proyecto en el futuro.

Ignacio Diego reconoce que este acuerdo «fue precedido de manifestaciones públicas por parte del presidente del Gobierno de Cantabria», es decir, él mismo, que sentía «la imposibilidad material de hacer frente a ese proyecto». «Ahora bien, como presidente yo no podía eludir un contrato formulado entre el Gobierno y un privado, y de hecho hemos respondido», ha matizado.

Aunque los datos estaban en la calle, Diego ha declarado que no ha hecho pública antes esta carta «porque no me parecía oportuno», y por «un principio de respeto a los miembros de esa Fundación, todos ilustres personajes».

Pero ahora que Revilla «vuelve a las andadas», Diego se ha sentido obligado a «hacer este ejercicio de transparencia», porque en su opinión «ya no causa ningún perjuicio a la imagen de esa Fundación, sino todo lo contrario, abunda en el reconocimiento de la sensatez por parte de ese Patronato que el Gobierno de Cantabria no tuvo».

50 MILLONES DE EUROS EN LA CONSTRUCCIÓN DEL COLEGIO

El contrato consistía en que el Gobierno de Cantabria se comprometía a construir «un colegio de lujo, privado, en un lugar de privilegio», con un coste de 51,6 millones de euros, que sumado a la financiación elevaba el total a 64,5 millones de euros.

El objetivo de Colegios del Mundo Unido era formar en el Bachiller Internacional a alumnos de todo el mundo, dos por país, «ningún cántabro», ha matizado Diego, «aunque son los cántabros los que iban a pagarlo».

Ignacio Diego, este miércoles.

Ignacio Diego, este miércoles.

Según ha revelado Nacho Diego, la Fundación renunció al proyecto temporalmente «porque reconocieron que en aquella situación no era abordable». Según el contrato, la obligación de la Fundación era financiar las becas de los alumnos que acudieran al Colegio y llevar a cabo, durante 100 años el mantenimiento del proyecto.

INDEMNIZACIÓN A ASCÁN POR NO REALIZAR LAS OBRAS

La consecuencia de la decisión de la Fundación, ha manifestado Diego, fue que el Gobierno tuvo que pagar el coste del proyecto a los arquitectos que lo redactaron e indemnizar el lucro cesante a la constructora adjudicataria del proyecto.

La empresa adjudicataria del concurso, Ascán, a la que el Gobierno de Cantabria tuvo que indemnizar con algo más de un millón y medio de euros por no realizar las obras, tal y como ha indicado el expresidente del Gobierno de Cantabria.

La carta mostrada a los medios de comunicación no revela la renuncia total de la Fundación al proyecto, aunque sí habla de «finalización», y revela su predisposición para retomar Colegios del Mundo cuando «las condiciones lo permitan».

Aunque en opinión de Diego la situación económica en Cantabria ya ha mejorado, pues mantiene que la región tiene un déficit controlado y «lidera el crecimiento de ventas y creación de empleo minorista»; el popular sigue sin ser favorable a este proyecto.

«Por más que mejoraran las condiciones económicas no gastaría el dinero de los cántabros en Colegios del Mundo Unido» porque sería «un colegio privado funcionando en un municipio de nuestro territorio». El líder del PP asegura que prefiere construir y mejorar los colegios públicos de la comunidad autónoma.

Mostrar comentarios [1]
  • Este espacio es para opinar sobre las noticias y artículos de El Faradio, para comentar, enriquecer y aportar claves para su análisis.
  • No es un espacio para el insulto y la confrontación.
  • El espacio y el tiempo de nuestros lectores son limitados. Respetáis a todos si tratáis de ser concisos y directos.
  • No es el lugar desde donde difundir publicidad ni noticias. Si tienes una historia o rumor que quieras que contrastemos, contacta con el autor de las informaciones por Twitter o envíanos un correo a info@emmedios.com, y nosotros lo verificaremos para poder publicarlo.