Pendientes de las peticiones particulares cántabras para la fase 2

Revilla vuelve a quejarse de falta de información por parte del Gobierno central || Espera que se permita el deporte fuera del municipio o poder abrir Cabárceno o el teleférico de Fuente Dé
Tiempo de lectura: 6 min
ACTUALIZADO SÁBADO 23 DE MAYO 10:47 || El Boletín Oficial del Estado publica este sábado el nuevo decreto de prórroga del Estado de Alarma hasta el 7 de junio, que recoge ya una de las peticiones ‘cántabras’ como el levantamiento de los plazos administrativos y procesales suspendidos el 14 de marzo. Más información en ‘El BOE nuestro de cada día’ de Civio.

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha vuelto a quejarse de falta de información por parte del Gobierno central sobre las peticiones particulares de la Comunidad Autónoma para su ingreso en la Fase 2 de la Transición hacia una nueva normalidad.

Así, el Gobierno autonómico está a la espera de respuesta del Ministerio de Sanidad sobre el levantamiento de la suspensión de los plazos administrativos para gestiones urgentes (incluido en el BOE de prórroga del Estado de Alarma), la apertura del Parque de la Naturaleza de Cabárceno al 20% de su capacidad (2.000 visitantes) y del Teleférico de Fuente Dé con un 50% de aforo, o la autorización de la práctica de deporte individual más allá de los límites del municipio de residencia.

Asimismo, Cantabria ha planteado que los establecimientos y locales comerciales puedan trabajar con un 100% de aforo en los municipios menores de 5.000 habitantes, al 80% en los que tienen entre 5.000 y 10.000 habitantes y al 40% en los de mayor población.

Con ese mismo criterio, limitando el aforo en función del número de habitantes, ha propuesto el funcionamiento de los establecimientos de hostelería, de las zonas comunes de hoteles y alojamientos turísticos y de los mercadillos (con todos los puestos en los municipios menores, dos tercios en los que tienen entre 5.000 y 10.000 habitantes y un tercio en los de mayor población).

Revilla ha cuestionado la «cogobernanza» que practica el Gobierno central, «sin interlocución directa» con las autoridades autonómicas, que hasta ahora han conocido las decisiones sobre la desescalada «a través de ruedas de prensa genéricas, sin ninguna comunicación previa y sin ver atendidas las especificidades de cada territorio».

«Aunque habla reiteradamente de cogobernanza, el Gobierno de España sigue tomando todas las decisiones y ni siquiera tiene la cortesía de adelantarlas a las autonomías», ha concluido.

PIDE «MÁXIMA RESPONSABILIDAD» AUNQUE LA PANDEMIA ESTÁ «CONTROLADA»

Según Revilla, el paso a la Fase 2 confirma que la Comunidad Autónoma «tiene controlada a día de hoy» la pandemia, por lo que ha llamado a los ciudadanos a «extremar todas las precauciones y no confiarse» para mantener esta situación y lograr la nueva normalidad «cuanto antes».

«Es imprescindible que todos los ciudadanos actuemos con la máxima responsabilidad, para prevenir cualquier posible repunte y seguir avanzando en la desescalada», ha asegurado el presidente.

En este sentido, ha agregado que la decisión conocida hoy «no pilla a nadie por sorpresa» y era «lo esperado», ya que Cantabria «está cumpliendo todos los parámetros sanitarios necesarios” e incluso en los peores momentos de la epidemia “logró evitar el colapso del sistema de salud».

Sin embargo, ha recalcado que ningún territorio «puede confiarse, ni dar por sentada la recuperación», mientras no exista una vacuna para garantizar la inmunidad de toda la población.

«En este momento, la respuesta está en cada uno de nosotros, por lo que yo pido a los cántabros que asuman su responsabilidad y cumplan las nuevas normas que deben regir nuestra convivencia, como el uso de mascarilla, el respeto de la distancia social y las medidas de higiene reiteradamente recomendadas», ha agregado el presidente.

LA DESESCALADA JUDICIAL

Cantabria mantendrá la hoja de ruta prevista en su Administración judicial y entrará el próximo lunes, 25 de mayo, en la fase 2 del plan de desescalada para el regreso progresivo a la nueva normalidad en los juzgados y tribunales regionales, que implicará la reincorporación programada del 60-70 por ciento de la plantilla, respecto al 38 por ciento actual.

La consejera de Presidencia, Interior, Justicia y Acción Exterior, Paula Fernández Viaña, ha intervenido en la Comisión de Coordinación de Crisis de la Administración de Justicia, que ha mantenido con el ministro del ramo, Juan Carlos Campo, y representantes del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), la Fiscalía, la abogacía y el resto de comunidades autónomas con competencias en la materia.

Con anterioridad, se ha reunido también con representantes del Tribunal Superior de Justicia (TSJC) para seguir avanzando en un plan consensuado para la salida de la crisis del Covid-19 en el ámbito de la justicia regional.

Fernández Viaña ha valorado especialmente la reactivación de los plazos procesales, prevista por la Administración del Estado para el 4 de junio, una cuestión «básica» para que «la actividad judicial se normalice», y ha dicho que los juzgados cántabros se preparan para los juicios telemáticos y para hacer frente al «ingente trabajo» que se espera llegue a los tribunales después de dos meses de estado de alarma y la prestación únicamente de los servicios que fueron declarados esenciales.

Respecto a la carga de trabajo, la consejera de Justicia ha señalado que la región, en primer lugar, valorará las unidades judiciales y su capacidad de resolución de asuntos, disponiendo las medidas de refuerzo y planes de actuación específicos que sean necesarios. Además, ha recordado la puesta en marcha el 30 de junio de un nuevo juzgado de Santander.

Tras estas valoraciones previas, se estudiará, en su caso, la puesta en marcha de un juzgado específico para temas relacionados con el coronavirus, con independencia de la futura Ley de Agilización de la Justicia que prepara el Ministerio para facilitar una solución de carácter más estructural.

Para entrar en esta fase 2, de preparación para la reactivación de los plazos procesales, la consejera ha señalado que el Gobierno regional ha intensificado las labores de reordenación de los espacios judiciales y la dotación de las necesarias medidas de protección para el personal para acomodarse a la «nueva normalidad».

En concreto, se han colocado mamparas, protecciones en los micrófonos, señalética de distancias de seguridad en el suelo, dispensadores de geles desinfectantes y el refuerzo de la limpieza en general de las sedes judiciales, además de los medios técnicos necesarios para la organización de actuaciones y juicios telemáticos. «Cantabria ha dado pasos para lo que va a ser la nueva normalidad en los juzgados y tribunales», ha subrayado.

Mostrar comentarios [0]

Comentar

  • Este espacio es para opinar sobre las noticias y artículos de El Faradio, para comentar, enriquecer y aportar claves para su análisis.
  • No es un espacio para el insulto y la confrontación.
  • El espacio y el tiempo de nuestros lectores son limitados. Respetáis a todos si tratáis de ser concisos y directos.
  • No es el lugar desde donde difundir publicidad ni noticias. Si tienes una historia o rumor que quieras que contrastemos, contacta con el autor de las informaciones por Twitter o envíanos un correo a info@emmedios.com, y nosotros lo verificaremos para poder publicarlo.