Subir

Top

0

Los trabajadores de transporte de Solvay logran un acuerdo y desconvocan la huelga

2 de enero de 2018. POR

La asamblea de trabajadores que trabajan en el transporte de Solvay ha comenzado el 2018 con un buen pie. Según informa a EL FARADIO Jesús de Cos, secretario general de la Federación de Construcción y Servicios de CCOO en Cantabria, este martes se ha logrado un acuerdo con las empresas involucradas en la contrata de transporte de piedra caliza a Solvay, que evitaría el despido de 26 trabajadores.

Trabajadores de SADISA en huelga. FOTO: CCOO

El acuerdo ya ha sido ratificado por unanimidad por la asamblea de trabajadores, que ha desconvocado la huelga que estaba en activo desde el pasado 28 de diciembre.

De los 26 trabajadores involucrados, finalmente se ha resuelto la situación de 20 de ellos. La mitad pasarán a estar subrogados por la nueva concesionaria, Cueva Gestión de Obra, «conservando todos los derechos y condiciones». Por otro lado, el grupo Sadisa-Ascán, que hasta ahora tenía otorgado el servicio de transporte de cantera de Solvay, se ha comprometido a recolocar a los otros diez empleados conservando antigüedad y condiciones.

Además, queda pendiente de estudiar los casos individuales de cuatro trabajadores que cuentan con edad para poder llegar a un acuerdo de jubilación parcial, y que los sindicatos tratarán de que sean «los más ventajosos posibles». Posteriormente solo quedan dos contratos que son de sustitución y que no pueden tocarse hasta que el periodo finalice.

Desde CCOO han expresado su «plena satisfacción» porque haber logrado resolver el conflicto sin «ninguna pérdida económica» para los trabajadores, a pesar de críticas interna. «Algunos se planteaban de que no era posible», ha lamentado de Cos, pero cree que el resultado es muy positivo porque «hoy podían estar todos parados y conservan sus puestos de trabajo con las mismas condiciones».

UNA HUELGA EXPRÉS CON FINAL FELIZ

La huelga se convocó el pasado 28 de diciembre, debido a las cartas de extinción de empleo que habían recibido 26 empleados, después de que la contrata en el transporte y suministro de piedra en la fábrica de Barreda haya pasado el 1 de enero de 2018 de Sadisa a Cueva Gestión de Obra.

La nueva concesionaria se negó a subrogar a toda la plantilla de la empresa saliente, queriendo contar con 10 de los trabajadores, aceptando que sus salarios respondieran al convenio de la Construcción, aunque en el resto de aspectos la empresa planteaba que respondan al convenio de Transportes.

Finalmente, la asamblea ha logrado un acuerdo con ambas empresa, que acaba con una tensión que ha marcado el final de 2017 en un año en que la industria en Cantabria ha sido muy protagonista.

La huelga tenía el riesgo de paralizar la cantera de Solvay, ya que afecta a la plantilla del servicio de transporte de la empresa, y de no realizarse el servicio la planta se podría haber quedado sin piedra en un plazo de cuatro o cinco días.


logo_black-bird

Empresas Amigas