«Tengo mucha suerte de tener esta madre»

Juntamos diversas historias de cara a un día como este, primer domingo de mayo. Historias de madres e hijas artistas, feministas, luchadoras en una sociedad que suele pulsar el botón de la presión cuando una mujer va cumpliendo años y no da el paso que se denomina como 'natural'.
Tiempo de lectura: 3 min

Es probable que muchas de las personas que lean este artículo hayan pensado y hayan dicho varias veces la frase del titular. Un sentimiento normal, común, pero que no está de más decir, aunque sea de vez en cuando, o aunque no coincida con el Día de la Madre, que es hoy, el primer domingo de mayo.

Aunque hace ya varias décadas que se celebra, no se ha conseguido que sea una celebración oficial en España, ni tampoco que tenga una fecha, con número, fija en el calendario. No como el Día del Padre, que sí tiene un reflejo claro y conocido por todos, el 19 de marzo, día de San José.

Con motivo de este Día de la Madre de 2021, hemos querido juntar algunas voces de madres e hijas. Lo hemos hecho con Marta Peredo, referente en la lucha feminista en Cantabria, y su hija, María Hontañón. Ellas nos hablan sobre cómo fue su experiencia de ser madres, en el siglo XX, y cómo ha evolucionado ese concepto de la maternidad hasta nuestros días.

Marta lanza una idea: «no existe el instinto maternal, es algo que nos han metido en la cabeza». Hemos oído hablar de este concepto desde que tenemos uso de razón, pero en realidad Peredo no ve nada más allá de algo que pueda ser un deseo, pero a veces, sin haberlo, las mujeres se sienten empujadas a cumplir con una función que siempre se les ha obligado a cumplir, muchas veces sin tener en cuenta su voluntad.

También hemos juntado a Gloria Torner y su hija Gloria Pereda. Dos figuras artísticas de Cantabria. De hecho, este es el ‘año Gloria Torner’, y por eso se podrá disfrutar de su obra en distintos lugares de Cantabria a lo largo de 2021.

En nuestro acercamiento a ellas se respiran unas vidas delineadas por la cultura. Nos explican cómo son sus procesos creativos, ahora y antes. Lo parecidas que podían ser en un principio, las diferencias que se han ido marcando entre ellas.

Ahora, a la hija le toca preocuparse de que a la madre no le falten las cosas necesarias para seguir haciendo arte, por ejemplo. Pero su profesión le permite poder encargarse de todos esos detalles, y no tiene ningún problema en hacerlo. De ella, precisamente, es la frase que encabeza este artículo, y por eso le encanta hacer lo que haga falta por su madre, «es una madraza y se lo merece».

Y otra conversación que hemos mantenido también ha sido con otra artista, y que también es madre. Es Yenia Popova, la cantante de Chebú, que recientemente publicó una canción, ‘Mum’, que refleja precisamente esa experiencia de ser madre.

Ella también nos habla de lo que han cambiado las cosas. Ella nació en Rusia, pero vino de pequeña a Cantabria, y aquí es donde su proyecto vital le ha llevado a experimentar el hecho. Su madre decidió dedicarse a la maternidad, pero Yenia ha preferido tener una carrera profesional en la que volcarse.

Por eso piensa que la conciliación es un concepto clave en el que avanzar, porque «unas empresas te lo permiten y otras no». Incluso durante la pandemia, donde el teletrabajo también ha provocado situaciones de estrés, por tener que compaginar la función de madre con la propiamente laboral.

Mostrar comentarios [0]

Comentar

  • Este espacio es para opinar sobre las noticias y artículos de El Faradio, para comentar, enriquecer y aportar claves para su análisis.
  • No es un espacio para el insulto y la confrontación.
  • El espacio y el tiempo de nuestros lectores son limitados. Respetáis a todos si tratáis de ser concisos y directos.
  • No es el lugar desde donde difundir publicidad ni noticias. Si tienes una historia o rumor que quieras que contrastemos, contacta con el autor de las informaciones por Twitter o envíanos un correo a info@emmedios.com, y nosotros lo verificaremos para poder publicarlo.