Subir

Top

1

ANJOCA suma más solares en el Cabildo de Arriba mientras proyecta un hotel

3 de octubre de 2018. POR

El nuevo solar que quedará en el Cabildo de Arriba tras el derribo iniciado este martes de dos inmuebles engrosa ya la lista de propiedades de la constructora ANJOCA en este céntrico barrio santanderino en el que hace ya una década fallecieron tres personas tras un derrumbe que evidenció su situación de deterioro y degradación urbanística.

Derribo de los edificios del Cabildo esta semana

ANJOCA es una constructora, promotora e inmobiliaria con presencia en todo el país y delegación en Cantabria que posee varios solares dentro de ese paisaje vacío que se ha ido extendiendo por el Cabildo de Arriba.

Después de unos años sin avances, a finales de 2017 volvió a dar señales de vida anunciando el proyecto para construir un hotel en la zona de Ruamayor-calle Alta, como le ha trasladado a vecinos.

De forma paralela, como confirman a EL FARADIO fuentes vecinales, se ha hecho con la propiedad de la mayor parte de un edificio, el de la Cuesta del Hospital, 26. Es la parte media .de esta cuesta que desemboca en el Ayuntamiento, prácticamente la calle Alta.

El edificio se apoyaba sobre otro, un inmueble centenario, construido antes de 1920, que es el número 1 de la calle San Pedro, en el pasado el barrio chino y de la prostitución, hoy en día caracterizado por la presencia de locales tapiados.

Ese edificio fue declarado en ruina hace más de un año (en abril de 2017). Al fallar uno, el otro estaba abocado a la ruina técnica, en una situación que se ha repetido más veces en Santander, en el propio Cabildo o en el Prado San Roque, por citar ejemplos de vecinos que se quedaron sin casa como consecuencia de los daños no en su inmueble, sino en el contiguo.

Mientras, en el 26 de la Cuesta del Hospital ya se habían ido marchando la mayoría de los vecinos. Sólo quedaba uno que mostraba su oposición, y falleció. En varios momentos, ha habido personas que no eran ni propietarios ni inquilinos ocupando alguno de los pisos. Ambos derribos han sido solicitados por la propiedad de los inmuebles, según informaba el Ayuntamiento.

Vista del Cabildo: edificio declarado en ruina, antes de su derribo (Foto: Abril 2018, Carlos Atienza)

El resto fueron mayoritariamente llegando a acuerdos de compra con ANJOCA. No obstante, una vecina, Julia Herreros, propietaria de un local y residente fuera de Santander, manifiesta a EL FARADIO no haber sido notificada de este derribo -ni ella ni otra propietaria- y haberse enterado al leerlo en los medios. Dentro tenía material del negocio, por lo tanto no descarta presentar acciones judiciales.

Julia Herreros fue presidenta de la Asociación de Vecinos del Cabildo. En 2011 pidieron al Ayuntamiento que les recibiera y adoptara medidas, recibiendo en el acto la visita del alcalde y su comitiva en su negocio en lo que vivieron como un acto de intimidación. El Ayuntamiento aseguró haberla acordado por teléfono, algo desmentido por ella.

Simbólicamente, estos nuevos derribos en el barrio, que se darán por finalizados esta semana, hará desaparecer también el popular bar Amparo, llamado así por una vecina del barrio, pero a que muchos les hacía recordar a otra víctima de actuaciones urbanísticas, Amparo Pérez, fallecida tras una larga lucha contra la expropiación de su finca para que se hiciera un vial a cargo de COPSESA, constructora de un exalcalde del PP (José Domingo San Emeterio, Ramales de la Victoria) que también conecta la historia de ambas zonas ya que en su día ejecutó obras de renovación urbana (un cambio de aceras) en la Cuesta del Hospital.

La asociación de vecinos del Cabildo de Arriba se disolvía hace meses exhausta tras una lucha y una sucesión de infructuosos trámites burocráticas que ha corrido pareja a la pérdida de socios por el fallecimiento de los más mayores o la marcha de vecinos que han abandonado el barrio.
Mientras, para dar cabida a los proyectos en el barrio hace falta modificar el Plan General de Ordenación Urbana, tras ser anulado por el Tribunal Supremo. Lo pidieron antes sin éxito los vecinos.

En este caso, la carga de trabajo en urbanismo tras la anulación del principal instrumento de ordenación de la capital ha motivado que se recurra para ello a la Sociedad de Vivienda y Suelo, empresa pública municipal.

Comentarios

  1. Francisco muñoz

    Parece ser que despues de 10 años sin hacer nada ANJOCA tiene prisa por tirar en pocos dias y sin avisar a los vecinos !!!!!que casualidad !!!!! Que pasa que le quiere pisar el terreno a tecniobras??? O que ahora volvemos a estar en el boom de la construccion y ellos quieren terminar de echar a los vecinos gratis y hacerse ellos ricos??? Da que pensar, da que pensar…..


Logo Nos Vamos

Empresas Amigas